120095906-吹ク-カムフラージユ-チヨウ-模様

La Atención Plena o Mindfulness es la capacidad para llevar la atención a las experiencias que se están experimentando en el momento presente, aceptándolas sin  emitir juicios o valoraciones. Es una cualidad de la mente o más bien una capacidad intrínseca de la misma de estar en el momento presente y plenamente consciente de todos los fenómenos que se van produciendo en el ámbito de la mente y el cuerpo (pensamientos, emociones y sensaciones).

Normalmente, solemos prestar atención a las actividades del momento sólo con una pequeña parte de nosotros mismos, mientras que la mente y los pensamientos están en otra cosa. Vivimos en el modo “piloto automático”, ocupándonos de nuestras actividades con muy poca conciencia de los detalles de nuestra experiencia del momento.

La mayoría de las personas también tenemos el hábito de recubrir nuestra experiencia con una sucesión de opiniones y juicios, casi al mismo tiempo que los acontecimientos en sí, lo que dificulta mucho el hecho de ser plenamente consciente de lo que ocurre.

Con la Atención Plena, podemos aprender a desarrollar una conciencia exacta en cada momento de lo que es nuestra experiencia en realidad (mente plena), en vez de encerrarnos en pensamientos o en juicios acerca de esa experiencia (mente llena); siendo conscientes así de cómo nos sentimos tanto a nivel físico como emocional, y de cómo respondemos o reaccionamos ante cada situación.

Es posible que haya experiencias que no nos gusten y que no podamos cambiar, como el dolor, la enfermedad o una circunstancia difícil; pero al menos podemos darnos cuenta de cómo reaccionamos o respondemos a todo lo que nos ocurre y desarrollar estrategias para cambiar la forma de relacionarnos con nuestras circunstancias. Concentrarnos en el ser para dejar por un momento el hacer.

El objetivo central del entrenamiento en Mindfulness gira en torno a la regulación de la atención, que nos permite ser consciente de nuestros propios procesos internos, de nuestras tendencias, de nuestras reacciones automáticas, de lo que nos genera rechazo y a lo que tenemos apego y de cómo nos relacionamos con todo lo que nos acontece. Las técnicas utilizadas están diseñadas para retrotraer la mente de sus teorías y preocupaciones, desde la actitud abstracta, hacia la situación concreta “aquí y ahora” de su propia experiencia.

Las características principales son:

  • Mente centrada en el presente (en el aquí y el ahora)
  • Con capacidad de focalización y concentración
  • Visión clara y consciente de lo que está sucediendo dentro y fuera
  • Sin distorsiones de emociones y patrones automáticos

Se puede practicar de diversas formas: ejercicios respiratorios, explotación corporal o Body Scan, prácticas de yoga corporal, meditación atendiendo a la respiración, meditación caminando, etc…